Estados Unidos y Canadá reiniciaron la mañana de este miércoles sus conversaciones comerciales en busca de un acuerdo que permita mantener el carácter trilateral del Tratado de Libre Comercio (TLC).

La canciller de Canadá, Chrystia Freeland, dijo que espera que las conversaciones de este miércoles con el representante comercial estadounidense, Robert Lighthizer, sean igualmente de productivas como las que sostuvieron la semana pasada, a pesar de lo cual no lograron superar los escollos pendientes.

“Nuestros funcionarios han continuado trabajando duro y de manera constructiva el fin de semana, y esperamos tener conversaciones constructivas hoy”, subrayó Freeland, en a su arribo a la Oficina del Representante de Comercio de Estados Unidos (USTR).

Se anticipa que las conversaciones estarán dominadas por varios temas, entre ellos el de lácteos, y la resolución de disputas, en especial del Capítulo 19, debido al impacto que tendría en la posibilidad de empresas privadas para pelear en cortes la imposición de tarifas por sospechas de dumping.

Aunque las conversaciones dejaron atrás la fecha límite del viernes pasado, cuando Lighthizer notificó al Congreso la intención del presidente estadounidense Donald Trump de firmar un acuerdo bilateral con México, el texto final se presentará hasta finales de septiembre, por lo que Canadá podría incorporarse si las dos partes alcanzan un acuerdo en los próximos días.

La eventual aprobación de un convenio bilateral con México enfrentará, empero, una cuesta arriba en el Congreso, ya que para ello los republicanos deberán modificar la ley bajo la cual se implementó el TLC, para lo cual requerirán del apoyo de los demócratas en el Senado.